“Grande fue mi alegría al recibir la apertura de la Causa de mi queridísima y recordada Madre Isabel. Era de esperar, como para todos cuantos la conocimos, ya que su cara y sus obras en vida vislumbraban su santidad”.

Sor Remedios Calzada Nieva, Sierva de Jesús. El Bibio (Gijón).
5 de julio de 2006

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

“Es tanta la devoción que infundió en mi alma, que no dudo en divulgar sus preciosas virtudes y hermosa vida, en esta tierra en que tanto amamos a Ntra. Madre del Carmen y su santo escapulario”.

Sara Jesusa Garrido. Boiro.
13 de julio de 2006

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

“La Madre: una Santa. Una hoguera de amor a Dios y a sus criaturas. Llena de gracia, llena de luz, llena de paz, llena de ternura. Dios en ella presente”.

Sor Vicenta Quilis, Obrera de la Cruz. Moncada.

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

“Me da mucha alegría poder escribir después de haber leído el libro de la Madre, y haberme hechizado (por decirlo de alguna manera) su vida. […] Desde luego, tiene algo en la cara que impacta. Siempre digo que la cara es el reflejo de las almas. Lo noto en Madre María Isabel”.

Yannick Delgado Farias. Madrid.
19 de julio de 2006

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

“Una vez que tuve que ir a Burdeos tomé un billete para ir por la tarde, tenía mucho trabajo y me venía mal aplazar el viaje. Como tantas veces me encomendé a la Madre María Isabel, y decidí tomar el tren de noche. Menos mal, pues, el tren que debía haber tomado descarriló y hubo muchos muertos y heridos. En muchas ocasiones me he encomendado a ella y siempre me ha ayudado. Estoy convencida de que siempre está velando por mí”.

Isabel de Calatayud Sarthou.
17 de agosto de 2006

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

“Mi nieta me pidió que rezara por ella, para que aprobara las oposiciones y sacase plaza en el centro donde ya trabajaba de contrato, pues estaba contenta en él. Yo le dije que rezara ella también. Me dijo que lo haría, pero que yo tenía más fe. Entonces, la encomendé a M. Mª Isabel, porque le tengo mucha devoción. Desde que vi sus manos después de muerta, que despedían como una luz, pensé que allí había un signo de santidad. Después haciendo crucigramas me salió una palabra que no entendía, la busqué en el diccionario y su significado hacía relación a personas santas.

Gracias a la intercesión de M. Mª Isabel, mi nieta aprobó las oposiciones y consiguió el puesto de trabajo en el centro médico que ella tanto deseaba.

Además de esto, muchas veces me he encomendado a M. Mª Isabel, encontrando en ella mucha ayuda. Tengo una afección por la que me salen llagas en la boca, y enseguida que comienzo una novena a la Sierva de Dios, me desaparecen, sin tomar medicación alguna.

C.M.D. Alicante.

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

“En mi corto trato con ella pude apreciar el don de discernimiento fabuloso que tenía. Me estoy encomendando a ella”.

Rvdo. Sr. D. Luis Sánchez Arroyo. Acebo.
22 de agosto de 2006

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

“…después de recibir la preciosa crónica que nos enviaron del venturoso día 1 de julio. Yo lo había deseado desde siempre. [Se refiere a la apertura de la Causa de la S.D. M. Mª Isabel el día 1 de julio de 2006], aunque no me atreví a pedírselo a V.R., pero el Señor le inspiró hacernos partícipes a todos. Él se lo pague con creces. Sí, muy agradecidas por relatarnos detalladamente las cosas.

Como puede imaginar yo viví ese día en espíritu lo mismo que esa Comunidad en la presencia, pero me ha emocionado mucho la crónica que remonta hasta el primer momento histórico de tan preciosa y estimada Causa. Gracias y gracias. Con su lectura fui viviendo uno a uno a todos los acontecimientos sin perder detalle. Y dando gracias a Dios de todos y cada uno. Al mismo tiempo que revivía la presencia de aquélla mi amada Madrecita, como si fuera ahora mismo, o ayer… que la vi, hablé, la escuché, etc. Y al final, la gran noticia (la bomba) la escuchan su propia voz. [Por la tarde escuchamos en nuestra capilla doméstica una cinta grabada con la voz de la S.D.].

¡Oh… ¿lágrimas?! ¿Ahí? Y aquí, entonces y ahora al escribir y… de vez en cuando: no olvidemos, Madres queridas, ya que hemos tenido la suerte de conocer y convivir con tan gran santa”.

Hna. Rosa María del Sagrado Corazón, O.C.D. Cuenca.
24 de septiembre de 2006

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

“Queremos mucho a M. Isabelita. Conocerla nos hace bien. En este Palomarcito, al igual que VV.RR. todas rebosan de alegría y gratitud al Señor por lo de nuestra querida M. Mª Isabel… Bendito sea el Señor, que enaltece a sus pequeños… sea el Señor glorificado por ella. Deseamos que Dios mediante llegue pronto a la canonización para gloria de Dios y bien de la Sta. Madre Iglesia para modelo e intercesora de los que aún peregrinamos por este valle”.

Carmelitas Descalzas. Callao. Perú.
22 de noviembre de 2006

✿❀♣✿❀♣✿❀♣✿

 

1987 1988 1989 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012 2013 2014 2015 2016 2017 2018